Captura de Atahualpa

La noche anterior a la captura de Atahualpa

Por: Pedro Pizarro (Testigo presencial)

“Pues, estando toda la noche, como tengo dicho, los españoles en velo, con harto temor por la mucha gente que el indio tenía, como Soto y los que con él fueron, dijeron haber visto, y no estar experimentados los españoles cómo estos indios peleaban, ni qué ánimo tenían, porque hasta aquí no habían peleado con indios de guerra, sino había sido en Tumbes y en la Puná con unos pocos, que no llegaban a seiscientos. Pues, después de amanecido, el Marqués don Francisco Pizarro ordenó a su gente, partiendo en dos partes los de a caballo, dando la una a Hernando Pizarro y la otra a Hernando de Soto y así mismo partió a la gente de a pie en dos partes, tomando él la una y dando a su hermano Juan Pizarro la otra. Mandó, asimismo, a Pedro de Candia con dos o tres soldados de a pie y con trompetas se subiesen a una fortaleza que está en la plaza de Caxamarca, y allí estuviesen con un falconete pequeño que el campo traía y que haciéndoles una señal desde el galpón, que se le haría cuando todos los indios hubiesen entrado en la plaza, y Atahualpa con ellos, y en estando dentro se haría la señal, y haciéndosela soltase el tiro y tocasen las trompetas, y tocadas saldrían los de a caballo de tropel de un galpón grande donde todos estaban metidos, donde bien cabían mucho más que fueren. El galpón tenía muchas puertas, todas a la plaza, grandes que podían muy bien salir a caballo los que dentro estaban. Asimismo galpón, a una parte para salir tras los de a caballo. Así todos estaban dentro de este galpón, que ninguno faltaba; ni salían a la plaza, porque no viesen de tropel. Todos echaron a sus caballos pretales de cascabeles para poner espanto a los indios. Pues estando así los españoles, fue la nueva a Atobaliba de indios que tenía espiando, que los españoles estaban todos metidos en un galpón, llenos de miedo, y que ninguno parecía por la plaza; y a la verdad el indio la decía, porque yo oí a muchos españoles que sin sentirlo se orinaban de puro miedo”.

Temas Relacionados
 La Capitulación de Toledo.
 Los Viajes de Pizarro.

Abascal contra las Juntas de Gobierno en América

Las Juntas de gobierno en América
Las Juntas en América se formaron apenas se conocieron las renuncias de los monarcas españoles Carlos IV y su hijo Fernando VII ante el invasor francés Napoleón Bonaparte. Así se dio un rechazo a las autoridades francesas y se formaran las juntas de gobierno en América Hispana. Sin embargo, estas primeras juntas formadas entre 1808 y 1810 fueron en su mayoría efímeras.

Desde Caracas hasta Buenos Aires se formaron juntas que desconocieron al nuevo gobierno provisional establecido en la península. En cambio, en la porción de América más densamente poblada – Nueva España, América Central y Perú- se reconoció la autoridad española. La existencia de esta América leal no implicó la ausencia de movimientos insurgentes, pero dichos movimientos fueron derrotados sucesivamente, y triunfó de forma momentánea la postura favorable a mantener los lazos con España.

Abascal y las juntas de gobierno

José Fernando de Abascal y Souza
José Fernando Abascal y Souza (1743-1827), militar y administrador colonial español, virrey del Perú (1806-1816). En 1796, tomó parte en la defensa de La Habana frente a los ingleses. Tres años después, fue nombrado comandante general e intendente de Nueva Galicia (en el actual México), y, en 1804, virrey del Río de la Plata. No llegó a tomar posesión del cargo, ya que fue nombrado virrey del Perú en el mismo año, cargo que no desempeñó hasta 1806, debido a que en su viaje a Lima fue apresado por los ingleses. Al estallar la revolución de Buenos Aires (25 de mayo 1810), incorporó al virreinato del Perú las provincias de Córdoba, Potosí, La Paz y Charcas. Se distinguió por su lucha contra los movimientos independentistas: ocupó el Alto Perú y, tras sofocar la insurrección en Chile y el levantamiento de Quito, incorporó esta audiencia al virreinato del Perú. En 1816, fue relevado de su cargo y sustituido por el general Joaquín de la Pezuela. Falleció en Madrid en 1827.

La Feroz Represión de Abascal Contra Las Juntas
La coyuntura de la crisis española y el impacto de las Cortes de Cádiz no dieron fruto en el Perú. Esto se debió a la presencia del virrey Fernando de Abascal, quien deshizo conspiraciones y sofocó rebeliones, con lo que convirtió al Perú en el baluarte del poder real. Así, esta personalidad enérgica y de ideas conservadoras, se opuso y combatió los ideales liberales defendidos por Cádiz y las juntas de gobierno. 

Dentro de ese objetivo organizó diferentes campañas militares. Y para ese efecto organizó un poderoso ejército que tuvo hasta 23000 hombres. Este ejército estaba compuesto sobre todo de tropas mestizas bajo el mando de oficiales españoles, criollos y mestizos. El Ejército del Perú formado por Abascal sirvió de escuela –a pesar suyo- a muchos oficiales sudamericanos que al principio lucharon por la causa del Rey y que luego se identificaron con la causa patriótica de la independencia. Ese es el caso de por lo menos 4 presidentes del Perú: La Mar, Gamarra, Santa Cruz y Castilla.

Para financiar los gastos de ese Ejército y todas las campañas antipatriotas Abascal hizo uso de recursos extraordinarios. Quienes más colaboraron con él fueron los ricos y poderosos comerciantes limeños agrupados en el Tribunal del Consulado que durante tres siglos se habían beneficiado del monopolio comercial. Entre 1777 y 1818 esos comerciantes dieron a la Corona 5635000 pesos, lo que equivalía a toda la moneda acuñada durante un año en el Perú. Asimismo mantuvieron 1000 soldados durante un año a razón de 16000 pesos mensuales.  

Campañas Contra las Juntas
Campaña contra la Junta de Quito: Esta ciudad se ubicaba dentro del Virreinato de Nueva Granada. La junta formada allí estuvo dirigida por miembros de la aristocracia, como el Márquez de Selva Alegre y su hijo Carlos Montúfur. Abascal envió primero a Manuel Arredondo y después a Toribio Montes, quienes pacificaron Quito.
✍ Campaña contra Junta de Nueva Granada: Ubicada en el Virreynato del mismo nombre. El representante más reconocido entre los criollos fue Antonio de Nariño. Pedro Pablo Murillo derrotó a los sublevados.
✍ Campaña contra la Junta de Caracas: Envió a Pedro Murillo, vencedor de la isla Margarita. Bolívar huyó a Jamaica. 
✍ Campaña contra la Junta del Chile: La actitud de Abascal contra Chile tuvo varias etapas. Hacia ella envió tres expediciones: La de Antonio Pareja, que triunfó en Talcahuano, pero los chilenos al mando de O’Higgins lo hicieron retroceder a Chillón; La de Gabino Gainza quien suscribió con los rebeldes el tratado de Lircay rechazado luego por Abascal; y, la de Mariano Osorio que terminó con la junta de Chile al derrotarlos en Rancagua.
✍ Campaña contra las juntas del Alto Perú: Fue acá donde Abascal puso más empeño en derrotar la formación de juntas. Igual que la campaña contra la junta de Chile esta estuvo marcada por etapas: la primera fue la lucha entre Castelli y Goyoneche que en un principio favoreció a los patriotas (Castelli: batalla de Suipacha) luego fueron derrotadas en Huaqui por Goyoneche. La segunda, entre Belgrano y Pezuela, y donde las fuerzas realistas de Pezuela derrotan a los patriotas en las batallas de Vilcapuquio y Ayohuma. Y, finalmente, el enfrentamiento entre Rondeau y Pezuela donde el primero es derrotado en la batalla de Viluma.
✍ Campaña contra la Junta de Buenos Aires: Esta junta estuvo presidida por Cornelio Saavedra y se declararon independiente de España. Organizaron las expediciones por el Alto Perú (Castelli, Belgrano y Rondeau) que aunque fueron derrotadas esta junta supo mantenerse independiente y de donde saldrá la cuarta expedición, la de San Martín.

ⓐ Mapa del área de influencia de la Cultura Vicus en Perú  ⓑ Mapa de la localización geográfica de la Cultura Vicus en el norte del territorio peruano
Mapa del área de influencia de la Cultura Vicus en Perú. |   Mapa de la localización geográfica de la Cultura Vicus en el norte del territorio peruano.

Cultura Vicus  

La cultura Vicus se desarrollo en las provincias de Morropón, Ayabaca, Huancabamba en el Alto Piura, en la etapa final del periodo formativo u Horizonte Temprano.

Tumbas

✍ Se conocen hasta once formas de tumbas.
✍ La más conocida es en forma de Bota.
✍ La tumbas son profundas poseen hasta diez metros de profundidad.
✍ Pueden tener relación con la Sierra del Ecuador y Colombia.

Cerámica

✍ Tuvieron varios estilos en cerámica.
✍ Dominan las figuras antropomorfas, zoomorfas y de felinos.
✍ Confección de las “Frías” Diosa  del  Norte. 
✍ Sobresalen los “Huacos Silbadores” que dan sonidos parecidos al de los animales serpiente, mono, ave, etc.
✍ También destaca el uso de la “Pintura Negativa”. (Consiste en no pintar la parte decorada, sino las áreas que rodeaban para destacarlas mejor).

ⓐ Huaco Sibador,  Botella antropomórficaⓑ Huaco doble con representación de una viviendaⓒ Cerámica Vicus representando un Huaco de Felino
ⓐ Huaco Sibador en una botella antropomórfica. Foto: Einsamer Schütze localización Museo Roemer Pelizaeus, Hildesheim.  Huaco doble con representación de una vivienda. Foto: Einsamer Schütze localizado en Walters Art Museum. | Cerámica Vicus representando un Huaco de Felino. 

Metalurgia

✍ Trabajaron el oro, la plata, cobre y aleación de ellos.
✍ Confección de adornos como protectores, collares, máscaras, brazaletes, orejeras y otras.

Técnicas metalúrgicas
✍ Del laminado.
✍ Del martillado.
✍ Del dorado.

Lectura

Lectura: Los Ceramistas Vicus
Los Ceramistas Vicus
Por Pablo Macera

«Los ceramistas Vicus manejaban hasta 68 formas diferentes su cerámica. Era tal el dominio sobre sus materiales que tenían estos artistas que lograron perfeccionar el sonido correspondiente al animal que representaba.


En la cerámica Vicus predomina la representación animal sobre la figura humana, es frecuente entre sus personajes diseñar los ojos de una forma especial que algunos arqueólogos llaman «granos de café».

Entre los personajes representados por los artistas Vicus se encuentra una divinidad de rasgos felinos que forma parte de la familia en que existen numerosos parientes como son la piedra Raimondi (Chavín), el Dios Mochica o la Portada del Sol (Tiahuanaco). Hay además un opersonaje mitológico que más al felino parece estar vinculado con el Vampiro un tema religioso y artístico no solo pan andino, sino también pan americano...».

Rebelión de Atusparia (1885)

Antecedentes
El presidente Miguel iglesias implanto como medida de gobierno, recaudar fondos en provincias para combatir a los "caceristas", ello obligaba a la población campesina a realizar trabajos obligatorios, (Trabajos de la República), en favor del Estado, de no cumplirse esta medida los campesinos serian sancionadas con multas o confiscación de sus bienes. Estas medidas se aplicaron preferentemente en la actual departamento de Ancash, ciudad de Huaraz, caería o cual sumado al gamonalismo, latifundismo y servidumbre, ya antiquísimos, originaron la rebeldía de Atusparia y Uchcu Pedro. Este movimiento tenía un carácter antifiscal y antifeudal, contó con la participación de pequeños y medianos propietarios de Huaraz, entre ellos comerciantes, artesanos, incluidos intelectuales y Periodistas pero las bases de este movimiento estaban conformadas por el campesinado.

ⓐ Monumento de Atuspariaⓑ Ilustración de Atusparia dirigiendo a los campesinos

Imagen Izquierda: Monumento de Atusparia en la plaza mayor de Huaraz, departamento de Ancash - Perú.
Imagen derecha: ilustración de Atusparia dirigiendo a los campesinos que se sublevaron contra el abuso de los gamonales, la servidumbre y el pago execivo de impuestos.

Inicio de la rebelión
La rebelión se inicio con los reclamos de Atusparia, quien era representante de los alcaldes de varias comunidades indígenas y con el apoyo parcial del sector urbano, ante el prefecto coronel Noriega, quien, en lugar de atender sus reclamos, lo encarceló y humilló. El caudillo campesino posteriormente fue liberado debido a la presión de miles de campesinos, quienes sitiaron Huaraz. En este contexto, la Iglesia Católica respaldó el movimiento dirigido por Atusparia ya que sus intereses fueron afectados también por la gestión de Noriega.

Después de tomar la ciudad se proclamó como nuevo prefecto a Manuel Mosquera Arévalo, de tendencia "cacerista" y como subprefecto a Manuel Alzamora. También se encontraba como alto dirigente Luis Felipe Montestruque, director del periódico El Sol de los Incas. A los personajes mencionados se les puede calificar de pequeños burgueses de ciudades de provincia, contrarios al gobierno de Miguel Iglesias y su prefecto Noriega que favorecía a los hacendados.

Pro-caceristas versus el sector campesino
Este movimiento luego se dividió en dos bandos uno pro-cacerista de la "pequeña burguesía"; y el otro, del sector campesino con una fuerte carga de milenarismo andino, neoinca, tendencias que más bien se llegaron a complementar.

Cuando la rebelión llegó a ser conocida en Lima, la oligarquía o clase dominante la calificó de "radical" y planteó su rápida eliminación; pero este movimiento se extendió rápidamente por todo el Callejón de Huaylas lo que obligó al gobierno a nombrar como nuevo prefecto de Ancash a José Iraola, con facultades represivas. Este nuevo Prefecto supo aprovechar las contradicciones entre los campesinos y la pequeña burguesía provinciana que integraban el movimiento, logrando incluso que los líderes de ésta, depongan las armas, concilien con el Gobierno y sus autoridades; pero los líderes campesinos, entre los cuales destacaba Pedro Cochachin de la Cruz, más conocido como Uchcu Pedro, no aceptaron esas proposiciones. En base a esta estrategia, el prefecto Iraola iba recuperando el control del Callejón de Huaylas. Prácticamente la región fue retornada por el Gobierno y el movimiento fue ahogado en sangre; pero Uchcu Pedro continuaba con la lucha, esperando unirse con las tropas caceristas, cosa que era muy difícil porque Cáceres estaba acercándose a la oligarquía civilista para tomar el poder y desplazar a Miguel Iglesias. Pedro Cochachin, posteriormente, fue apresado y ejecutado.

Caída de Iglesias
En este ambiente de guerra civil entre Iglesias y Cáceres, y luego del fracaso de una serie de conversaciones de paz en Jauja, las tropas de Andrés A. Cáceres burlaron al contingente militar enviado por Iglesias, en la acción denominada "Huaripampeada", dirigiéndose luego a la capital para tomar el gobierno. El 02 de diciembre de 1885, dimite Miguel Iglesias poniendo fin a su gobierno.

Cultura Aymara

Cultura Aymara

Ubicación
 Se desarrollaron en la región del Altiplano ubicado en la meseta del Collao, en medio se encuentra el Lago Titicaca. Su lengua fue “El Aymara”.

 Los Collas” y Los Lupaca”
 Los reinos más importantes fueron: “Los Collas” y “Los Lupaca” existiendo muchos conflictos y guerras debido a la búsqueda de nuevas tierras, por lo tanto en ciudades amuralladas, construidas en lugares altos.
 “Los Collas” vivían al norte del Lago Titicaca y su capital fue Hatuncolla, se dedicaron a la ganadería y a  la agricultura, cultivaron papa, quinua y coca.
 “Los Lupaca”, se ubicaron al sur del Lago Titicaca en la capital de Chucuito, fueron los “indios ricos” ya que algunos tenían hasta 50 000 cabezas de ganado.

Agricultura y Ganadería
 Estos reinos progresaron gracia a dos actividades importantes: el cultivo de papas y el pastoreo.
 Fueron tan expertos cultivando la papa que llegaron a obtener mas 200 variedades distintas.
✍ Conocieron además las técnicas de deshidratación de alimentos; para conservarlos durante mucho más tiempo; consiguieron hacer el Chuño y el Charqui. Utilizaron la técnica de los Camellones.
 Los pueblos del altiplano poseían gran cantidad de ganado, criaban muchas llamas y alpacas, gracias a pastos naturales como el “Ichu” que crece en esta zona. Estos animales no solo servían como bestias de carga sino que también proporcionaban carne y lana.

Temas Relacionados
✍ Organización Social y Política Aymara.
✍ Organización Económica Aymara.

Movimiento Obrero en el Perú

El Movimiento Obrero y su Lucha

Los Primeros Sindicatos

Los primeros sindicatos se formaron en los sectores que tenían más trabajadores asalariados, como el textil, el portuario y los panaderos. Inicialmente, la acción sindical se centró en la búsqueda de una mejora en las condiciones de trabajo y los salarios. Entre 1905 y 1910 hubo una serie de manifestaciones callejeras y enfrentamientos con las fuerzas públicas cada 1° de mayo, fecha en que se conmemoraban las sangrientas luchas ocurridas en Detroit en 1886 y que establecieron la primera jornada de ocho horas en Estados Unidos. A partir de 1911 se empezó a gestar una alianza entre líderes sindicales e intelectuales que lograría precisar los objetivos obreros.

La Primera Victoria

La primera victoria se consiguió en 1913, cuando tras una prolongada huelga de trabajadores portuarios, el gobierno de Billinghurst concedió la jornada de ocho horas para los trabajadores de los muelles del Callao. A partir de entonces, el movimiento obrero aumentó su número y su ímpetu, además de vincularse con el movimiento estudiantil, liderado por el joven Víctor Raúl Haya de la Torre.

Jornada General de Ocho Horas

En 1919 se produjo en Lima una exitosa huelga general acatada unánimemente. La vida en la capital se paralizó y el desabastecimiento se hizo sentir. Estudiantes y obreros negociaron una solución con el gobierno de Pardo y, luego de tres días tensos y difíciles, el 6 de enero se aprobó la jornada general de ocho horas y se reconoció la primera Federación de Trabajadores Textiles.

Temas Relacionados
Banco de Preguntas: Ley de Conscripción Vial.
✍ Historia Universal: Movimiento Obrero.

Partido Civil del Perú - Manuel Pardo y Lavalle

Bases Económicas del Civilismo

El Partido Civil se concentró en apoyar algunos sectores de la economía – entre los que destacaron la producción y exportación de materias primas – y en promover la inversión extranjera. Sin embargo no renovó las bases de la economía peruana, pues las prioridades que dio a los distintos sectores de la economía no se diferenciaron mucho del esquema aplicado en el siglo XIX. Éste fue, quizás, uno de sus principales errores.

Minería
Sin lugar a dudas el sector más atractivo para los inversionistas extranjeros. Los estudios realizados por los historiadores Contreras y Cueto demuestran que, en el siglo XIX, la minería había estado en manos de diferentes empresas que pertenecían a peruanos o a extranjeros que radicaban en el país. Las nuevas leyes mineras promulgadas a inicios del siglo XX facilitaron la llegada de compañías extranjeras, como la norteamericana Cerro de Pasco Mining Corporation. Esta compañía explotó los yacimientos de cobre más importantes de nuestro país, modernizó la minería y construyó el ferrocarril La Oroya – Cerro de Pasco para agilizar el transporte del mineral. Con el correr del tiempo, prácticamente todos los yacimientos importantes de la sierra central quedaron en sus manos.

Agricultura
Fue un sector considerado prioritario por el Estado, pues muchos civilistas tenían inversiones en este rubro. Un fenómeno muy común fue el acaparamiento de tierras en manos de unos pocos, por lo que muchos medianos y pequeños propietarios perdieron sus campos de cultivo.
En la costa norte y central las haciendas se dedicaron a la producción de caña de azúcar y sus derivados, se orientaron a la exportación y tecnificaron su trabajo. A dicho sector conocido como el sector agroexportador, pertenecieron los latifundios, entre los que destacaron: Roma, de los Larco, Casa Grande, de los Gildemeister, y Cartavio de la compañía Grace.
En la costa también existieron haciendas más pequeñas dedicadas al cultivo del algodón para exportación. Estas haciendas tuvieron un nivel tecnológico inferior al de las azucareras.
Las haciendas tradicionales, productoras de alimentos, se mantuvieron principalmente en la tierra. En el sur andino algunas se dedicaron a la industria ganadera, con el fin de abastecer de lana a las casas comerciales exportadoras.

Industria
El sector industrial se orientó a la producción de bienes semielaborados, pues no contaba con el suficiente apoyo estatal como para fabricar productos más acabados. La mayor parte de las fábricas se concentró en Lima y se dedicó a la producción de aceite vegetal, manteca, cerveza y tabaco. Pero, sin duda, la más desarrollada fue la industria textil, que había sentado sus bienes a finales del siglo XIX y que contaba, además, con un mayor porcentaje de obreros.

El innegable crecimiento económico benefició a los grupos tradicionalmente más prósperos, concentrados en la costa, y sobre todo en Lima. Sin embargo, cuando terminó la Primera Guerra Mundial la aparente prosperidad económica también llegó a su fin y el malestar de la población aumentó.

Temas Relacionados:
El primer civilismo de Manuel Pardo y Lavalle.
✍ El Civilismo.

Escena de enfrentamiento, de la guerra de los Incas contra Chancas
Escena de enfrentamiento, de la guerra de los Incas contra Chancas | La ilustración muestra a un soldado chanca atacando a un soldado inca (detalle de la pintura de Juan Bravo) | Foto: Archivo Municipalidad del Cusco.

Un sitio chanka

Valdez, Vivanco y Chávez (1990)

SUQU ORQO: Ubicado el este del actual poblado de Sarhua, sobre la quebrada de Sarhua y a 4020 m.s.n.m. desde las partes bajas es imposible divisar este sitio, pues ocupa una pequeña quebrada situada al lado norte del cerro Suqu Orqo. En este lugar, observamos más de dos docenas de estructuras circulares y grandes corralones.

El área de construcción se halla delimitada por un pequeño muro perimétrico pero que, al igual que las construcciones habitacionales, está bastante destruido. En la parte más alta del cerro (4 050 m.s.n.m.) se observan dos colinas bastante pronunciadas donde hay cimientos de estructuras circulares junto con una acumulación de piedras levantadas en una sola hilera, que a lo lejos adquiere forma de “guardianes”, que los comunes conocen con el nombre de “Saywa”.

En el lugar, la única vegetación es Ichu (stipa mucronata), que debió servir para alimentar a los camélidos. Desde este lugar se divisa gran parte del área.

Complejo arqueológico de Sondor, Andahuaylas (Centro ceremonial Chanka)
Complejo arqueológico de Sondor, Andahuaylas (Centro ceremonial Chanka) | Foto: Walter Silvera (PromPerú)

La organización política Chanka

Gonzáles Carré (1992)

“Los Chankas como nación se integraron por señoríos, que eran unidades políticas de cierta autonomía, que reconocían la jefatura de un jefe étnico en tiempos de paz. No existía un poder central unificador de manera permanente y éste se ejercía en tiempos de guerra, cuando era indispensable que se integren todos los grupos que se reconocían miembros de la nación para formar los ejércitos. En estas circunstancias si había un proceso de unidad política con poder central, pero esto sólo duraba durante tiempos de conflicto y asimismo, se nombraba un jefe para la guerra y líderes guerreros que presentaban las parcialidades de Hurin y Hanan en que se dividía la nación Chanka en su conjunto”.

Laguna de Choclococha
Laguna de Choclococha localizada entre los distritos de Santa Ana (Castrovirreyna) y Pilpichaca (Huaytara), en el departamento de Huancavelica. posee una altitud de 4522 msnm y es la naciente de los ríos Pampas e Içá | Foto: Vladimir L. Sedano (2011).

El mito de Choclococha

María Rostworowski (1988)

“Los Chankas, de acuerdo con sus mitos, señalaban como su Pacarina o lugar de origen a la Laguna de Choclococha (…). El hombre de Choclococha surgió, según Murúa (1942, Lib 4, cap VII). Cuando en una batalla entablada entre los huancas y los huamanes quedaron derrotados los huancas, quienes en su precipitada huida echaron sus cargas de maíz a la laguna, llamada antiguamente Acha.

En el verano siguiente un excesivo calor secó la laguna, y las semillas germinaron produciendo tiernos choclos. Desde entonces la laguna se conoció con el nombre de Choclococha, tal como se le conoce actualmente. El lugar está cercano al pueblo de Castrovirreyna, a una altura de 4 950 metros sobre el nivel del mar”.

Temas Más Populares

Con la tecnología de Blogger.